El acelerado avance en las tecnologías de la información y telecomunicaciones empuja a las empresas para que se mantengan a la vanguardia  de los cambios y adapten sus sistemas operativos a las nuevas demandas. Cada día cobra mayor auge la digitalización de los datos y el tráfico de información a través de internet. De allí la importancia de extremar medidas de seguridad de la información, para evitar la fuga de datos confidenciales que pudiera colocar al negocio en posición de vulnerabilidad y consecuente riesgo operativo.   

SEGURIDAD DE LA INFORMACIÓN DIGITAL

La seguridad de la información implica la puesta en marcha de protocolos que permitan identificar los riesgos potenciales de robo, pérdida o daño; así como aplicar estrategias preventivas para resguardar la información. Un concepto importante es el de ciberseguridad, orientado a proteger los activos digitales del negocio, tales como: software, aplicaciones, bases de datos, etc. 

Entre los mayores peligros a los que puede estar expuesta una organización en este sentido, se tienen: equipos de cómputo con bajo nivel de protección, acceso a sitios web sospechosos, descarga de virus camuflados en correos electrónicos y otros muy comunes al usar internet, que deben evitarse a toda costa. 

Por otro lado, las medidas a tomar en materia de seguridad deben incluir a todos los dispositivos y equipos informáticos que se utilizan tanto dentro como fuera de las instalaciones, pues los dispositivos móviles representan un problema de seguridad que ocurre principalmente con la pérdida de teléfonos o tablets propiedad de la empresa. 

MEDIDAS DE SEGURIDAD PARA EVITAR EL ROBO DE INFORMACIÓN

Entre las prácticas más recomendadas a seguir para proteger la integridad de los sistemas informáticos de la empresa, se pueden asumir las que sugerimos a continuación.

  • Contar con un correo electrónico corporativo de alta seguridad. Se trata de un sistema que debe contener filtros anti spam o correo no deseado, pues este tipo de correo contiene por lo general vínculos hacia sitios que pueden robar información sensible del negocio.
  • Crear contraseñas complejas para correos electrónicos, acceso a cuentas e incluso para bloquear los dispositivos móviles y computadoras de la firma. Se recomienda generar contraseñas que contengan más de ocho caracteres combinados entre letras, números y símbolos para hacerlas más robustas; además de cambiarlas periódicamente.
  • Instalación de un software antivirus confiable. Es de suma importancia proteger los equipos que contengan o envíen información con programas de antivirus que actúan para evitar malware capaz de borrar o dañar archivos y robar datos como claves de acceso, entre otros. 
  • Encriptación de datos. Esta opción en los servicios de mensajería instantánea  evita que sean espiadas las conversaciones y se puede implementar tanto en teléfonos como computadoras. Es otra forma de evitar que se tenga acceso a la información que contienen los equipos y dispositivos móviles en caso de pérdida o robo.
  • Asegurar que los dispositivos móviles tengan bloqueo automático, así como una contraseña difícil de descifrar. Otra recomendación para reforzar la protección de la información consiste en descargar aplicaciones confiables y mantener al día las actualizaciones. 
  • Respaldar con copias de seguridad la información relevante. Es conveniente tener copias de seguridad en dispositivos externos, desde discos duros hasta servidores especializados. De esta manera respaldamos los archivos y garantizamos la autenticidad de la propiedad en cuanto a los legítimos dueños de la información.
  • Hacer uso adecuado de internet. Debe verificarse la reputación de los sitios webs y evitar enlaces sospechosos. También cuidar las rutinas, como cierre de sesiones, etc. 
  • Capacitación del personal. Uno de los mayores riesgos de robo de información en las empresas consiste en prácticas erróneas por parte de los empleados al utilizar internet. Es común que trabajadores con escaso conocimiento sobre este aspecto accedan a sitios webs poco seguros o abran correos electrónicos con archivos malintencionados. Es fundamental capacitar al personal sobre la forma segura de capturar, procesar, y transmitir información.

Lo más recomendable es que cada empresa realice un análisis previo sobre los riesgos a los cuales se expone, evaluando sus fortalezas y debilidades en relación a los equipos, red  intranet, conexión a internet, entre otros aspectos.

De esta forma será más fácil implementar las medidas de seguridad que correspondan. También es determinante hacer seguimiento al cumplimiento de estas medidas en todos los niveles de la organización comprometidos con la seguridad de la información digital. Proteger la información del negocio equivale a proteger su funcionamiento.

Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *